Tips para el uso correcto de Instagram en los niños y adolescentes

El uso de las redes sociales es cada vez más común en niños y adolescentes, aunque la edad mínima permitida por la plataforma sea de 13 años. La inmersión de los niños al mundo digital es imparable y aunque pueda ser un arma de doble filo, con la educación y guía adecuada, podemos enseñarlos a darle el uso correcto a estos medios.

Es habitual que los niños se sientan atraídos por Instagram y otras redes sociales mucho antes de cumplir la edad legal para utilizarlas, por eso queda de la mano de padres y docentes el inculcarles las buenas formas de aprovechar el entorno digital, y prepararlos para estar atentos con temas como el contenido adulto, el abuso online y los peligros a los que pueden estar expuestos.

Para enseñar a los más pequeños a hacer un uso inteligente de las redes sociales, recomendamos lo siguiente:

  • Proteger su privacidad: A tan corta edad, los niños no están lo suficientemente familiarizados con el valor de la privacidad y los peligros que podrían correr al exponer sus vidas de forma abierta en redes, entonces, en lugar de prohibirles tener un espacio, lo recomendable es asegurarse que protejan siempre sus perfiles, manteniéndolos como cuentas privadas y aceptando sólo solicitudes de personas conocidas.
  • El valor de su imagen: Tal vez ahora no lo vean con claridad, sin embargo hay que inculcarles a los niños desde temprano lo importante que es el cuidado de su imagen, enseñándoles a expresarse de manera correcta, sin buscar ofender a nadie, mucho menos a ellos mismos.
  • Curiosidad por sus intereses: Que utilicen redes sociales les abrirá las puertas a muchísimo contenido, por eso es importante que sus tutores o responsables los orienten a cosas que verdaderamente sirvan para nutrir sus intereses y capacidades. Hay una gran variedad de opciones disponibles, solo es cuestión de buscar con ellos y ayudarlos a  crear una comunidad virtual que les permita continuar con la formación de su personalidad.
  • Control parental: Es recomendable mantener siempre un ojo en lo que los niños ven, a quiénes están siguiendo, quienes les siguen y cuánto tiempo están pasando frente a las pantallas, por eso los padres deben tomar el control y monitorear estos aspectos, hasta que los niños crezcan y tengan una mayor capacidad de discernimiento

Recordemos que en redes sociales todos estamos expuestos a mucha información, por eso debemos fomentar el criterio adecuado para reconocer cuál es útil y cuál no, de esta manera los niños podrán aprovechar mejor todos los beneficios que brinda estar conectados con tantas personas alrededor de todo el mundo.

Para leer más sobre artículos educativos entra aquí